Hacer dieta sin renunciar a los placeres de platos tradicionales y deliciosos es posible. Modificando tan solo unos pocos ingredientes obtendremos el mismo resultado, pero más ligero…

 

Ensalada César (519 cal.) – Ensalada César light (220 cal.)

Aunque se trata de una ensalada, muchas veces la cantidad de ingredientes y la salsa que utilizamos para darle más sabor, acaban convirtiéndola en un plato de lo más pesado y calórico. Tenemos que cuidar los ingredientes que añadimos.

Hazlo más ligero así:

  • Sustituye el pollo rebozado por pollo a la plancha.
  • Añade especias, le da un sabor diferente y natural sin necesidad de salsas.
  • No incorpores picatostes y queso rallado.

 

Lasaña de carne (336 cal.) – Lasaña de berenjena (116 cal.)

Este delicioso plato es una de las estrellas de grandes comidas familiares, tanto por la rapidez de su elaboración como por su sabor, que enamora a todos los invitados…

Hazlo más ligero así:

  • Sustituye las láminas de pasta por rodajas de berenjena, nos aportarán el calcio, la fibra y el potasio que las láminas de pasta no tienen y reducirás 170 calorías.
  • Rocía con un poco de miel. Le dará un toque dulce que, utilizado en su justa medida, nos ayudará a facilitar el tránsito.
  • Puedes sustituir la carne y el queso por soja texturizada y queso light para conseguir un sabor parecido.

 

Pavo asado relleno (653 cal.) – Pavo con melocotón (368 cal.)

Al ser el pavo un alimento muy recomendado en las dietas, es común verlo relleno de todo tipo de ingredientes que no nos ayudan a mantener una dieta saludable.

Hazlo más ligero así:

  • Trocea el pavo y acompáñalo de fruta o verdura. Es la mejor opción para evitar los kilos de más del relleno.
  • Es importante que el pavo sea a la plancha y lo cocines con poco aceite.
  • El melocotón es el complemento ideal, ya que es una de las frutas que menos calorías y más fibra aportan.

 

Merluza rebozada (465 cal.) – Merluza cocida (264 cal.)

La merluza es uno de los pescados recomendados para una dieta equilibrada siempre y cuando se haga adecuadamente. Rebozarla o servirla con patatas fritas, la convertirá en un alimento de lo más calórico.

Hazlo más ligero así:

  • No frías el pescado con pan rallado y huevo, es innecesario, ya que lo único que hace es aumentar sus grasas.
  • Al evitar el rebozado, reducimos el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, pero si no quieres evitarlo, sustituye el pan rallado por avena o copos de maíz.
  • Sustituye las patatas fritas por verduras como las judías verdes o los guisantes.

 

Coulant de chocolate (775 cal.) – Coulant light (375 cal.) 

El postre más añorado de la dieta no puede ser otro que el chocolate. Su gran cantidad de azúcar hace que sea un alimento prohibido pero no tiene por qué ser así…

Hazlo más ligero así: 

  • Evita por completo la mantequilla.
  • Utiliza harina de algarrobo para un resultado menos calórico y pesado.
  • Es importante que el chocolate sea sin azúcar, así obtendremos el mismo sabor pero sin los azúcares añadidos perjudiciales para la salud.